4 min lectura

¿Qué es una prueba de usabilidad?

10/02/22 12:00

Qué tener en cuenta para mejorar la experiencia de usuario y cómo funcionan las pruebas de usabilidad.

pruebas de usabilidad

Un colaborador de diseño y marketing de una empresa arma una landing page hermosa que refleja lo que la empresa quiere comunicar. El jefe da el visto bueno y la landing se lanza con la campaña en medios digitales.

Un mes después, el jefe abre el reporte de resultados (tímidamente enviado por el diseñador) y se encuentra con una sorpresa: toda la campaña fue un desperdicio. Los usuarios respondieron muy bien a la pauta en buscadores, hicieron clic hacia la landing, recorrieron el texto, pero, antes de dejar los datos, cerraban la pestaña.

¿Por qué?, le pregunta el jefe. El colaborador solo puede responder que no sabe. Más tarde le da una mirada a su landing page (que no ve desde el comienzo de la campaña) y nota que el botón de “enviar” es minúsculo y está en el lado izquierdo de la pantalla, por lo cual cuesta encontrarlo.

Es por eso que existen las pruebas de usabilidad.

¿Qué es la usabilidad?

Este concepto se trata de la facilidad con la que un usuario puede interactuar con un sitio, una web o una interfaz; afecta a la experiencia de usuario y a la sencillez con la que se puede lograr un objetivo tanto en hardwares como en softwares. El abanico de variables que incluye va desde las formas diseñadas hasta las palabras usadas.

Existen 10 principios que se deben tener en cuenta al hablar de usabilidad. Estos son:

  1. Visibilidad del estado del sistema: ¿sabe el usuario qué es lo que está pasando? Esto refiere a, por ejemplo, cuando una página está cargando porque un formulario se está enviando.

  2. Relación entre el sistema y el mundo real: ¿están, la información y el lenguaje, expresados en una forma que sea lógica y convencional? Esto se refiere, más que nada, a las explicaciones más técnicas.

  3. Control y libertad del usuario: ¿se puede navegar dentro del sitio? Esto se refiere, por ejemplo, a cuando un usuario quiere volver un paso atrás en un proceso para cambiar información, al botón que dice “Atrás”.

  4. Estándares y consistencia: ¿el contenido de la página puede interpretarse de una sola manera? Esto se refiere a las ambigüedades y unicidad tanto en diseño como en lenguaje verbal. Un ejemplo errado sería un sitio que utilice distintos diseños de botones de menú de opciones a lo largo de las páginas.

  5. Prevención de errores: ¿cómo funciona el sistema cuando se presenta un error? Este punto es amplio, ya que refiere a errores propios del diseñador como errores del usuario, desde mala utilización de elementos hasta los mensajes por errores del sistema.

  6. Reconocimiento en vez de recuerdo: ¿los usuarios saben a dónde ir o deben pensar mucho para continuar? Esto se refiere a los patrones convencionales de palabras y diseño que ayudan a las personas a ubicarse sin problema y reconocer lo que debe hacer.

  7. Flexibilidad y eficiencia en el uso: ¿se contemplan los distintos tipos de usuarios? Esto se refiere a los diseños y las estructuras que, por ejemplo, cuentan con interfaces que separan usuarios nuevos a usuarios experimentados, o mismo las FAQ de uso de una página.

  8. Minimalismo: ¿el diseño y el lenguaje tiene algo que sobre? Suprimiendo la información no útil ni utilizada, el sitio tendrá lo justo y necesario para hacer una experiencia fluida y menos cansadora.

  9. Asistencia a los usuarios para reconocer, diagnosticar y corregir errores: cuando el usuario se topa con un error, ¿sabe de qué se trata? Colaborar con indicaciones y mensajes claros puede hacer que, ante estas fallas en los procesos, las personas no se vayan del sitio ni se den por vencidas.

  10. Ayuda y documentación: ¿posee tu sitio un espacio que centralice las respuestas que buscan y sea dirigido a la acción? Esto se refiere, por ejemplo, a páginas de FAQ.

Las pruebas de usabilidad: la herramienta contra desconciertos

Utilizando toda la información que arrojan los diez puntos anteriores, se elabora un diseño. Sin embargo, no hay pruebas certeras de que esa página, sitio o interfaz sea realmente la acertada para las personas que la utilicen o recorran con facilidad. Aquí es donde surgen las pruebas de usabilidad, que son un método de comprobación del diseño para una correcta experiencia del usuario.

Principalmente, estas pruebas dan resultado en la iteración: corregir y corregir hasta dar con la respuesta. Se utilizan con un solo problema en particular, no con muchos. El método es un testeo A/B, es decir que se crea un clon del diseño inicial pero a este, el segundo, se le agregan los cambios; se lanzan los dos y se miden resultados en el corto plazo, para seguir ajustando un problema en particular. En términos de muestras (grupo de personas con el cual se va a testear o correr) es preferible que se trate de personas lo más cercanas a los buyer persona.

Volvamos al caso del principio: una landing page no consigue envíos de información. El diseñador infiere que el problema es un botón mal posicionado y muy pequeño, entonces crea una landing page (B) que sea igual a la que se venía usando (A)  pero que tenga el botón correcto. A continuación, ordena que un 50 % de los usuarios impactados sean direccionados a la landing page B. Luego de un tiempo de tener a ambas landings funcionando, los resultados van a hablar por sí solos. Si el problema no se ve resultó, significa que la solución estaba en otro lado.

HubSpot: la mejor plataforma para hacerlo posible

HubSpot es una plataforma que contiene muchísimas funcionalidades, una de ellas es el testeo A/B. Si bien no es el único sistema que ofrece este servicio, sí es uno de los mejores. El por qué es simple: reúne las mejores y más desarrolladas métricas, cuenta con las herramientas para desarrollar todo el proceso en la plataforma (atiende a los costos, no se debe contratar un CMS por un lado y un tester por otro), tiene una interfaz amigable y es fácil de usar.

Un recurso invaluable para la estrategia digital de tu negocio

El trabajo en la estrategia digital es muy importante para cualquier empresa. Para realizarlo, ofrecemos el siguiente checklist que colaborará a tener en cuenta cada punto relevante para ser eficientes y eficaces en el ambiente digital. 

Hacé clic en la imagen para descargarlo:

Nuevo llamado a la acción

 

Guillermo Fresinga

Escrito por Guillermo Fresinga

Gestión de proyectos y procesos en titular.com

    Lecturas recomendadas

    Guía introductoria
    Inbound Marketing

    Descargar Guía